The View from The Shard, un brindis en el cielo de Londres

El nuevo skyline londinense tiene nombre, The Shard. El edificio con las panorámicas más fascinantes de toda Londres. ¿Subes?

En nuestro afán por disfrutar Londres de todas las formas posibles, descubrimos The View from The Shard, el mirador con las vistas más alucinantes de la capital británica. En el esbelto y puntiagudo edificio The Shard ya nos habíamos fijado decenas de veces -sí, ese tan chulo y llamativo 😉 – pero desconocíamos que albergara un «balcón al que asomarse» tan espectacular.

Planes diferentes en Londres - The Shard y la Tower Bridge de noche
The Shard iluminado

The Shard

El rascacielos londinense -como también se hace llamar- es el edificio de mayor altura del Reino Unido y el séptimo de Europa. Durante los primeros meses de vida -1 de febrero de 2013- llegó a ser la construcción más alta del viejo continente. Un título que el Mercury City Tower de Moscú le arrebataría nueve meses después por apenas 30 metros. ¿Casualidad?

Curiosidades a un lado, esta genialidad arquitectónica que sobresale orgullosa en el skyline londinense viene firmada por el prestigioso arquitecto italiano Renzo Piano, el mismo que creó -junto a Richard Rogers- el afamado Centro Pompidou de París. 😉

El exterior de The Shard está recubierto con 11.000 paneles fotovoltaicos de cristal, el equivalente a ocho campos de fútbol, para aprovechar la luz solar y generar energía para sus instalaciones. El conjunto del cableado del edificio mide 320 kilómetros y sería capaz de unir Londres con París.

Su diseño piramidal -de estilo neo-futurista y high tech– se alza hasta los 309’7 metros y tiene un total de 95 plantas. 🙂 ¡Casi nada!

Aunque bueno, «sólo» 72 son habitables. El resto se abren al cielo conformando la parte más estrecha de la aguzada estructura de cristal. Un «final» nada caprichoso por el que se expulsa el calor generado en el interior. Piano quería un rascacielos lo más sostenible posible y en base a esa premisa lo construyó.

The View from The Shard - Londres - Abertura superiorLondres
Estructura abierta de los pisos superiores

«Una ciudad vertical en la que la gente pueda vivir, trabajar y relajarse»

Esa fue la idea con la que se concibió The Shard y, por ello, el espacio disponible está repartido por zonas: Oficinas en las plantas inferiores, restaurantes entre la 31 y la 33 para comer o cenar con vistazas, el exclusivo hotel de cinco estrellas Shangri-La Hotel a continuación, apartamentos desde la planta 53 a la 65 -¿cuánto costarán?- y, en la cima, entre los pisos 69 y 72, The View from The Shard, el ojo de halcón británico. ¡Tremendo!

Y ahora que ya lo conocemos un poquito mejor, ¿te parece si subimos hasta lo más alto? Eso sí, si tienes vértigo, mejor nos esperas abajo… 😉

The View from The Shard

Tras una intensa y agotadora jornada yendo de un lado a otro de Londres, decididas a exprimir al máximo la London Pass de un día, había llegado la hora de la atracción estrella, The View from The Shard. Exceptuando los paseos en barco y los tours en bus, la mayoría de actividades y experiencias incluidas en la tarjeta turística cierran, como muy tarde, a las 17:30 -18:00 en verano-. Sin embargo, hay una que no tiene un horario tan ajustado. ¿Adivinas cuál? ¡Exacto! The View from the Shard. Abre de 10:00 a 22:00 todo el año. Así que, como si del dulce postre de un selecto menú se tratara, la reservamos para el final. 😉

Allí estábamos, en la base del coloso de cristal británico. Con el cuello alzado hasta donde nuestra columna nos permitía e ilusionadas por «trepar» hasta lo más alto. «¡Qué grande eres leñe!»

Pensábamos que igual habría cola para conseguir las entradas -recordamos haberlo leído en algún sitio- pero no fue así. ¡Mejor! De todas formas, si es fin de semana, se aconseja acceder antes de las 12:00 o después de las 16:00 (nosotras accedimos a las 17:07).

The View from The Shard - Londres - Entradas
Las entradas se asignan por tramos de media hora

Tickets en mano, y tras ser fotografiadas por las azafatas en un croma verde para que compusieran el álbum digital que a la salida podríamos comprar, nos dejamos llevar por los correctísimos y simpáticos auxiliares cuyo cometido, de guiarnos hasta el ascensor, ejecutaron con una educación y saber estar exquisito. Tampoco es que tuviera pérdida alguna pero bueno, si hay que dejarse mimar, pues se hace un esfuerzo. 😉

The View from The Shard - Londres - Pantalla
En la planta baja hay pantallas multimedia que muestran detalles de The Shard

Con suficiente holgura entramos en el primero de los dos ascensores que permiten subir hasta el flamante mirador. Unos habitáculos modernos y sofisticados -como todo el edificio- con espejos verticales y techos forrados de pantallas proyectando panorámicas londinenses. ¡Una chulada! inmersiva que multiplicó por mil las ganas que ya teníamos de llegar a su vértice para disfrutar de esa #ShardView en tiempo real.

El techo de los ascensores que suben a The View está forrado de pantallas
¿A que mola?

1, 2, 3, 4, 5,…. 33. Primera etapa completada. Un par de pasos y 34, 35, 36, 37,… 68. Segunda fase finalizada. ¡69 plantas en menos de un minuto! ¿Velocidad de subida? 6 metros por segundo de sutil, y casi inapreciable, movimiento vertical. 🙂

Podríamos habernos quedado ahí mismo, en el piso 69, pues es donde comienza The View, pero queríamos subir hasta «la cima», hasta la planta 72. Desde ambos pisos disfrutarás de unas panorámicas londinenses de infarto sin embargo, hay una pequeña diferencia -además de la evidente diferencia de altura-. Mientras el mirador de la planta 69 está cubierto, el de la 72 no está techado. Con altas temperaturas es indiferente pero con tiempo desapacible, el superior, no es muy aconsejable… La única forma de acceder de uno a otro es mediante un pequeño tramo de escaleras.

Escaleras para subir desde la planta 69 a la 72
Desde el piso 69 al 72 hay que subir unas pequeñas escaleras

¡Uaaaaala! ¡Qué flipada! ¡Impresionante! ¡Mira, mira! 🙂 Tan impactadas estábamos en el techo de Londres que fue lo único que salió de nuestra boca durante los primeros instantes.

The View from The Shard - Londres - Vistas
Vistazas de la planta 72

La sensación al asomarnos por primera vez por una de las cristaleras fue tan brutal que nos mareamos un poquito. Nada grave, pero ahí estuvo. Cerramos y abrimos los ojos un par de veces para que la vista se acostumbrase a las nuevas perspectivas, y listo. 🙂

Estábamos a 244’3 metros de altura y Londres parecía la mejor maqueta jamás diseñada. Un juguete de Hamleys -legendaria juguetería londinense y una de las más grandes del mundo- apto para todas las edades.

Shard Views
Londres en chiquitito

El corazón financiero londinense –The City-, con St. Paul Cathedral, la Torre de Londres y el icónico Tower Bridge como destacados…

The View from The Shard - Walkie-Talkie
Rascacielos de The City (en primer plano el ‘Walkie-Talkie’)

El vanguardista Town Hall -ayuntamiento-, la London Eye, London Bridge, Southwark Bridge y varios bridges más.

The View from The Shard - Tower Bridge
Tower Bridge, Town Hall, vías del tren y Canary Wharf

El HMS Belfast, la animada zona financiera atestada de rascacielos de Canary Wharf, las vías de tren saliendo de London Bridge

Todo taaaan diminuto. Tan pequeño. La mirada no podía brillarnos más. Ante nosotras se descubría la inmensa y fascinante capital británica al completo. Y, además, ¡con solazo! 🙂 ¡Gracias Londres!

#ShardView del HMS Belfast
#ShardView del HMS Belfast

Estábamos pletóricas y nos apetecía brindar por ello. ¿Cómo? Con un par de copas de Moët. 😉

En ambas plantas (69 y 72) hay instalada una barra de bar con una generosa carta de bebidaschampagne, vino, cerveza, refrescos- y cocktails así como varios puffs repartidos por el suelo y sillas y mesas altas.

No es que los precios sean muy baratitos pero no todos los días se está en lugar tan especial, ¿no crees? 😉

Planes diferentes en Londres - Bar en la 69º planta de The Shard
¿Te apetece un cocktail?

Además, los camareros son majísimos.

Juan Carlos, camarero en The Shard
Sonrisas que deslumbran. Juan Carlos, from Spain

El bullicio londinense, las prisas y la locura de ir de un lado a otro sin parar habían quedado relegados a un segundo plano. Ahora sólo importaba el aquí y el ahora. El tiempo se había detenido.

«Cheers!«

Momento Moët
Momento Moët (£28 las dos copas y £2’50 la mezcla de frutos secos)

Info práctica

¿Dónde está?

The Shard se eleva en la zona Southwark de Londres, al ladito del London Bridge y de lugares londinenses tan interesantes como The Borough Market o el HMS Belfast.

¿Cómo llegar?

  • Metro: Parada London Bridge Underground Station (líneas Northern y Jubilee).
  • Tren: Parada London Bridge Station (trenes Southern y South Eastern).
  • Bus: Los buses 43, 48, 141, 149 y 521 paran justo en la puerta.
  • Bus turístico: Golden Tours para en London Bridge Station como parte del recorrido turístico en el Double Decker Bus. Su parada viene identicada como la 39 en el mapa oficial de Hop on Hop off.

¿Cuánto cuesta?

Antes de hablar de precios… ¿Tienes la London Pass? Pues entonces es gratis. 🙂

Si no es tu caso, The Shard tiene varios tipos de entrada y, en consecuencia, precios -en su página Web tienes todos los detalles-:

  • Entrada ‘Standard’: £32. Si se compra con al menos un día de antelación, £24.
  • Entrada ‘Premium’: £42. Si se compra con al menos un día de antelación, £31.
  • Entrada ‘All inclusive’: £52. Si se compra con al menos un día de antelación, £39.
  • Entrada ‘Familiar’: £80. Si se compra con al menos un día de antelación, £65. Pueden acceder dos adultos y dos niños, o bien, un adulto y tres niños.

La entrada para los niños es, por lo general, £7 más económica.

The View from The Shard - Londres - Precios
Tipos de entrada

¿Qué diferencia hay? Pues, además del coste, el hecho de que incluya, o no, algún servicio extra como una copa de champagne Moët, un álbum fotográfico de recuerdo, la posibilidad de evitar la cola de entrada o la garantía meteorológica. ¿Y qué es exactamente eso de garantía meteorológica? Pues no significa que tengan el poder de controlar las nubes o parar la lluvia con una barita mágica pero sí te permiten volver otro día si cuando subes no tienes buenas vistas por el mal tiempo.

Un truquín. Si se sube una segunda vez en el mismo día, la entrada sólo cuesta £12 y lleva incluido un cocktail. 😉

The View from The Shard - Londres - Oferta
Oferta por si quieres volver a subir en el mismo día

La opción perfecta por si quieres repetir experiencia pero, ésta vez, dejándote deslumbrar por la magia nocturna de Londres. 🙂

The View from The Shard, un brindis en el cielo de Londres
5 (100%) 2 votos

About Eli y Mar

Viaja siempre que puedas, descubre destinos nuevos, vuelve a aquellos que recuerdes con cariño. Recuerda que miles de culturas, estilos de vida y lugares increíbles te están esperando. ¿Para cuándo la próxima gran escapada?

2 comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Londres
Historia y Street Art de Londres. Cable Street Mural

Levanta la mano si habías oído hablar antes del Cable Street Mural. :) Nosotras, desde luego, no. Dimos con él......

Cerrar