Restaurante Milos – Saboreando Grecia en el centro de Madrid

Estás en Madrid y te apetece comer Musaka, Tsatsiki o un delicioso y auténtico yogur griego? Estás de suerte, sólo tienes que acercarte al restaurante Milos, la esencia griega en Madrid!

Con el fin de crear vínculos más allá de la fría oficina, cada cierto tiempo, solemos hacer una quedada gastronómica pasar un buen rato y, ya de paso, abrir nuestro paladar a sabores y aromas diferentes. 🙂

Y la última vez, nuestro compañero Javier nos dijo que conocía el restaurante griego Milos, lo definió como «el mejor restaurante griego de Madrid», palabras textuales, y ¡qué razón llevaba! 🙂

Milos - Restaurante griego en Madrid - Fachada
Entrada del restaurante Milos

El restaurante griego Milos es uno de esos rinconcitos culinarios que te hacen sentir como si estuvieras en el salón de tu propia casa. El personal es muy cercano y amable y siempre está dispuesto a recomendarte algún plato o a repetirte la pronunciación de las recetas una y otra vez. 🙂

Nada más entrar, su amplio salón te hace viajar al país del Olimpo gracias a su elegante y cuidada decoración con toda una serie de columnas de estilo dórico, racimitos de uva, banderitas, muñecos de bailes tradicionales y sugerentes tapices y esculturas. No hay ninguna duda del tipo de comida que vas a comer allí… 😉

Milos - Restaurante griego en Madrid - Decoración
Decoración del salón

Milos, el mejor restaurante griego en Madrid

Tras comprobar que nuestra reserva era correcta, tomamos asiento y empezamos a estudiar la carta. Algo que dedicaríamos un ratito importante… Había tanto donde elegir y tenían nombres tan «griegos», que elegir qué quieres comer es ¡toda una aventura! 🙂

En el restaurante Milos los platos son generosos, nada de enormes recipientes con una diminuta porción de comida en su interior. De hecho, suelen recomendar pedir poco a poco, según el apetito que vayas teniendo, así evitarás que sobre comida o tener que desabrocharte el cinturón…

Finalmente pensamos que lo mejor era empezar con su variedad de productos típicos, una opción que en realidad se compone de una bandeja y dos platos más con los mejores y más tradicionales sabores tradicionales griegos; hummus, tzatziki, crema de pimiento, kalidopita, queso feta, hojaldre de espinacas y queso… Así, probaríamos un poco de todo.

Restaurante griego Milos - Madrid
Pikilia Megali (Variedad de entrantes típicos)

Las cremas estaban realmente conseguidas, sobre todo la de huevas con limón -color rosita- y el tzatziki. Tan deliciosa nos estuvo que pedimos una ración adicional de la cremita de yogur y pepino. 🙂

Milos - Restaurante griego en Madrid - Tsatsiki
Tzatziki (Tradicional crema griega de yogur con pepino)

Y como plato principal … Tantos platos diferentes como personas estábamos allí: Saganaki Garida -lecho de langostinos recubierto con pimiento verde, queso feta y salsa-, Musaka -lasaña de berenjenas, carne y patatas-, Tsipoura -dorada al carbón-, Garidaxifias sovlaki -brocheta de emperador-, Melitsana Politiki -berenjena asada rellena de carne de ternera en salsa de canela y queso gratinado-, Ensalada Dion -varias lechugas, tomate cherry, queso manuri con sésamo y vinagreta de miel-,

Restaurante griego Milos - Madrid
Saganaki Garida (Lecho de langostinos recubierto con pimiento verde, queso feta y salsa)
Restaurante griego Milos - Madrid
Melitsana Politiki (Berenjena asada rellena de carne de ternera en salsa de canela y queso gratinado)
Restaurante griego Milos - Madrid
Ensalada Dion (Varias lechugas, tomate cherry, queso manuri con sésamo y vinagreta de miel)

Oxtapodista Karvuna -pulpo al carbón- y Solomos -salmón al horno con espinacas al aroma de vino blanco-. Éste último, sencillamente, espectacular, no habíamos probado un salmón tan exquisito ¡en la vida! 😀

Milos - Restaurante griego en Madrid - Pulpo al carbón
Oxtapodista Karvuna (Pulpo al carbón)
Restaurante griego Milos - Madrid
Solomos (Salmón al horno con espinacas al aroma de vino blanco)

Los nombres de las recetas pueden resultar un pelín complejos pero todo es cuestión de ir con cierta frecuencia. Al final te acabas acostumbrando… Te lo decimos por propia experiencia. 😉

Para maridar nos pedimos el vino Skouras, un caldo con toques frutales totalmente recomendable. Y de postre… Un delicioso yogurcito griego con miel y nueces y una conseguida Puntiga.

Restaurante griego Milos - Madrid
Yogur griego con miel y nueces
Milos - Restaurante griego en Madrid - Putinga
Putinga (Base de bizcochito con una cremita de vainilla y un toque de canela)

Y de precios, la relación calidad-precio-servicio es más que aceptable, sobre todo si reservas a través del portal El Tenedor, donde te aplican un 30% en carta. 😉

Y si lo que prefieres es ir de menú, no hay ningún problema, tienen una extensa carta de menú que varían a diario y que ofrece la tranquilidad de que independientemente de tu elección, saldrás muy contento.

El restaurante Milos ofrece un aliciente adicional algunos fines de semana. Algún que otro sábado del año, organizan un espectáculo de baile tradicional griego.  Sin duda, el acompañamiento ideal para que la velada sea perfecta!

Antes lo hacían todos los sábados pero ahora sólo cada dos o tres meses, normalmente lo anuncian en su fan page.

Nosotras ya hemos estado varias veces y después de haber estado en la mismísima Creta, os aseguramos que es, de lejos, el mejor restaurante griego en Madrid. 😉

Os dejamos la dirección y el teléfono para que comprobéis qué rico está todo por vosotros mismos…

Dirección: C/ Francisco Silvela, 30, 28028 Madrid (metro Diego de León, L5, L6 y L7)
Teléfono: 913 61 44 72

Restaurante Milos – Saboreando Grecia en el centro de Madrid
4.9 (98.89%) 18 votos

About Eli y Mar

Viaja siempre que puedas, descubre destinos nuevos, vuelve a aquellos que recuerdes con cariño. Recuerda que miles de culturas, estilos de vida y lugares increíbles te están esperando. ¿Para cuándo la próxima gran escapada?

One comment

  1. de Madrid … el mejor griego de Madrid … aunque estoy seguro que pocos pueden superarlo y menos en relación calidad-precio-servicio.
    Por descontado a día de hoy sigue manteniendo el mismo nivel.
    ¡Kali orexi!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *