Aurora boreal, juego de luces de la naturaleza

La Aurora Boreal, uno de los espectáculos más sorprendentes de la naturaleza. Descubre las claves de cómo se forman y de qué manera puedes disfrutarlas

La Aurora

Prácticamente todos hemos oído alguna vez eso de «Auroras». Esas luces mágicas que iluminan los cielos de nuestro planeta. Pero… ¿qué son? ¿qué fenómeno provoca que el firmamento se tiña de verdes, rojos, rosas y malvas? Y, lo que es más importante… ¿dónde hemos de ir para poder ver en vivo y en directo esa maravilla natural?

Las auroras, ese fenómeno que apasiona a gente del mundo entero, viene originado por el choque de las partículas eléctricas del viento solar con los campos magnéticos de la Tierra. El viento solar que emite el Sol de manera continua, y en todas direcciones, es atrapado por el campo magnético terrestre al llegar éste a la Tierra. Cuando esas partículas del viento solar llegan a la atmósfera, chocan con las moléculas del aire, desecandenando una generación de energía que se transforma en los famosos haces de luz conocidos como Auroras.

Imagen de una Aurora Boreal
Aurora Boreal en pleno apogeo

Son tan mágicas que tienen formas, estructuras y colores muy diversos y, además, cambian rápidamente con el tiempo.

Durante una misma noche, la Aurora puede comenzar como un arco aislado muy alargado y poco a poco extenderse en el horizonte hasta acabar con un cielo repleto de bandas y rayos de luz moviéndose con rapidez de horizonte a horizonte. No hay una duración fija establecida para este fenómeno. Lo mismo aparecen y en unos pocos minutos se han disipado, que perduran en el cielo horas y horas. ¡La naturaleza es así de caprichosa! 😉

A menudo, las Auroras aparece en forma de una cortina de luz, pero también puede aparecer con forma de arcos o espirales, siguiendo las líneas del campo magnético de la Tierra.

Los colores de la Aurora

Por normal general, suele ser el color verde el que eligen para pintar el cielo. Sin embargo, a veces, sorprenden con una cierta tonalidad rosada o azulada. Si los despliegues lumínicos son muy intensos pueden llegar a adquirir tonalidades de un fuerte color rojizo o violeta. 🙂

Los gases que hay en la atmósfera terrestre son los causantes de los diferentes colores de las Auroras.

El color verdoso amarillento se debe al choque con partículas de oxígeno, el tono azulado lo producen los átomos de nitrógeno y los fuertes tintes de tonos rojizo púrpura se generan por el helio presente en la atmósfera.

Auroras Boreales en Tromsø - Aurora Boreal
Aurora Boreal captada por nosotras en Tromsø

En este punto queremos matizar un hecho muy importante, y es el de la percepción de su tono cromático por el ojo humano.

¡Importante! Si bien en todas las imágenes que vemos Auroras Boreales percibamos el color a la perfección, la visualización de éstas en tiempo real es muy distinta.

El ojo humano es incapaz de distinguir los diferentes tonos que presentan las Auroras Boreales a simple vista. Lo habitual es que observemos un haz de luz blanquecino más o menos nítido; sólo en un pequeño porcentaje de las ocasiones, la intensidad del fenómeno y las condiciones atmosféricas son tales como para que distingamos el color a la perfección.

Eso sí, a veces ocurre. Sin ir más lejos, en nuestro reciente viaje a Laponia Noruega conocimos a un chico en Honninsvag que había distinguido, con absoluta nitidez, los tonos verdes y rojizos de una Aurora Boreal. ¡Suerte que tuvo! 😉

Booking.com

En nuestro caso, sólo en el 20% de las ocasiones que hemos visto auroras boreales hemos percibido un ligero tono verdoso, en el 80% restante, lo que alcanzamos a ver en el firmamento fueron haces de luz blanquecinos y grisáceos.

Y, entonces, ¿porqué todas las  imágenes presentan esas tonalidades? Pues, sencillamente, porque los avances tecnológicos de las cámaras actuales permite captar esas variaciones de color… Donde los humanos no llegamos, llega la tecnología… 😉

¿Por qué se llama Aurora Boreal?

El nombre Aurora es el fenómeno en sí. El «apellido» dependerá del polo magnético de la Tierra donde se produzcan. Si tienen lugar en el Círculo Polar Ártico estaremos hablando de una Aurora Boreal. Sin embargo, si se produce en el Círculo Polar Antártico, el fenómeno pasa a denominarse Aurora Austral.

Fue nada menos que el astrónomo Galileo Galilei quién la bautizó, en 1619, como Aurora Borealis, haciendo uso del nombre de la Diosa romana del amanecer, Aurora, y el del Bóreas, Dios griego del viento del norte, para definir un espectáculo que asustó a nuestros antepasados y que fascinó a los primeros navegantes europeos que empezaron a surcar tierras árticas en el S. XVI.

Si bien las Auroras pueden verse en ambos extremos del globo terráqueo, lo cierto es que el fenómeno se da con mayor frecuencia e intensidad en el Norte. De ahí que, con el paso del tiempo, la sociedad haya acuñado el término Aurora Boreal para referirse a las Auroras en sí.

Este vídeo de National Geographic explica de manera detallada cómo se forman las Auroras, tanto las boreales como las australes.

¿Dónde y cuándo ver una Aurora Boreal?

Aunque cualquier fecha comprendida entre mediados de septiembre y finales de marzo es buena para divisar auroras boreales, la mejor época del año es aquella que conforma los equinocios de otoño y primavera. Es decir, los meses de septiembre, octubre, febrero y marzo.

Afinando un pelín más, los meses más recomendados por las distintas Oficinas de Turismo de los países nórdicos son los meses de octubre, febrero y marzo. ¿Nuestra experiencia? La primera Aurora Boreal la vimos a comienzos de marzo.

En la página Web del Instituto Geofísico de  la Universidad de Alaska hay publicada una sección con información sobre la actividad e intensidad de la Aurora Boreal actualizada a diario.

Desde ella podrás seleccionar el mapa que quieras para comprobar la probabilidad de verlas desde un lugar concreto del planeta. Nos parece verdaderamente útil para la planificación. 🙂

Mapa de Europa
Mapa de Alaska
Mapa de Norte América

En los fríos meses de diciembre y enero, las noches polares son muy largas y suele nevar con elevada frecuencia, por lo que la probabilidad disminuye.

En cambio, en los meses de febrero y marzo, los días empiezan a alargarse y suele haber cielos más despejados y limpios. Esta época es de las mejores para ir. Así podras disfrutar de los bellos paisajes nevados por el día e ir a la caza de la Aurora Boreal cuando cae la noche.

Son las horas comprendidas, entre las 8 de la tarde y las 2 de la madrugada las que registran una mayor actividad solar. Aún así, nunca se sabe, la Aurora Boreal es un fenómeno natural y como tal no se puede predecir con un 100% de seguridad. Ahí también reside su magia …
Listado con los mejores lugares para ver una Aurora Boreal

Sobre dónde verlas, hemos estado recopilando información basándonos tanto en nuestras propias experiencias como en las aventuras de otros cazadores de Auroras Boreales y las hemos intentado unificar de la mejor manera posible en este listado que rune los mejores lugares para disfrutar de una Aurora Boreal.

Cómo fotografiar y grabar una Aurora Boreal

Las primeras consideraciones que deben tenerse en cuenta para fotografiar una Aurora Boreal son:

  • Alejarse del pueblo o ciudad,
  • Situarse en lugares amplios o cerca de lagos para favorecer que no haya contaminación lumínica,
  • y, sobre todo todísimo, que los cielos estén despejados (por desgracia, esto último, no está en nuestra mano…).

La ropa de abrigo es un tema vital. Para sacar buenas fotografías deberás tener grandes dosis de paciencia y esperar el momento adecuado. Pero claro, con temperaturas que fácilmente pueden rondar los 20 o 30 grados bajo cero… O nos abrigamos bien o sufriremos una hipotermia de nivel considerable. 

Nosotras te aconsejamos el sistema de capas para mantener un mejor aislamiento corporal. Te podemos asegurar que yendo bien abrigaditos, esas altas temperaturas negativas se pueden soportar muy dignamente. 😉

  • Alejarse de zonas pobladas
  • Zonas amplias y con poca luz artificial
  • Cielos despejados y estrellados
  • Cámara en modo manual
  • Uso de trípode
  • ISO 800
  • Diafragma f2.8
  • Tiempo de exposición entre 15» y 20»
  • Enfoque manual al infinito
Una vez en el lugar elegido y con una buena protección térmica, otras cuestiones muy importantes son el uso de la cámara en modo manual y con trípode. Si la cámara no está fija o la dejamos en modo automático no conseguiremos los buenos resultados esperados. Asegúrate que el trípode está bien firme en la nieve para no desestabilizar la cámara con tu movimiento.

¿Recomendaciones técnicas?

En cuanto a cuestiones técnicas y parámetros a configurar en tu cámara fotográfica, si bien podrán variar dependiendo de la luminosidad que haya en ese momento (horas más tempranas, Luna Nueva,…), las principales consideraciones a tener en cuenta serían éstas:

  • Sensibilidad ISO: 800 aumentando hasta 1600 si la noche es muy oscura. Como recomendación, mejor empezar con valores bajos, y a partir de ahí ir corrigiendo según obtengamos los resultados.
  • Diafragma: f2.8, aunque como en el caso de la sensibilidad, lo mejor es ir probando y corrigiendo si lo viéramos necesario
  • Tiempo de exposición: Normalmente, y si la cámara lo permite, lo mejor es elegir una velocidad de entre 15 y 20 segundos, aunque como hemos comentado anteriormente, para conseguir la mayor calidad y definición, deberemos ir haciendo varias pruebas para ver los resultados.
  • Enfoque: El enfoque manual deberá ser al infinito para conseguir que enfoque al horizonte.

Como recomendación adicional, sería conveniente llevar contigo más de una batería. Las baterías de las cámaras se descargan muy rápido con el frío y sería una pena que no se pudiera sacar la fotografía soñada porque el pilotito hace «off» 😉

Para que te animes aún más, te compartimos unos enlaces de instantáneas sacadas en el momento justo en el lugar adecuado.

Fotografías de auroras boreales en Noruega
Fotografías de auroras boreales en Islandia
Fotografías de auroras boreales en Finlandia

Leyendas sobre la Aurora Boreal

Este fenómeno, como suele suceder con otros muchos, no está exento de historias o creencias. De hecho, en algunas culturas indígenas como la del pueblo Sami de la Laponia Sueca, la Aurora Boreal es realmente el espíritu de algún antepasado que falleció de manera violenta. Algo parecido sucede entre los esquimales de Groenlandia, quienes consideran que las Auroras Boreales son las almas de las personas fallecidas que suben al cielo.

En otros pueblos recurren a animales marinos como la ballena, para explicar la Aurora Boreal. Según ancestrales creencias del pueblo estonio, son las ballenas con sus chorros de agua las autoras de las pinturas en el cielo.

En Finlandia, Aurora se dice revontuli, el fuego del zorro. El término procede de una leyenda muy popular en Finlandia que asegura que las luces del norte son las chispas que provocan los rabos de los zorros árticos cuando golpean los montones de nieve. Los inuits creen que las Auroras eran el reino donde habitaban sus familiares fallecidos. Si las luces se movían con rapidez y agitación significaba que los difuntos estaba tratando de ponerse en contacto con ellos. 😉

Aurora boreal, juego de luces de la naturaleza
4.4 (87.78%) 221 votos

25 comments

  1. Hola! tengo pensado recorrer en Diciembre algun pais nordico o islandia, los conozco en primavera pero en esta oportunidad me parecia buena idea tratar de buscar algun sitio donde pueda ver auroras, alguna recomendacion para esa fecha aunque corra riesgo que el cielo no esta tan despejado por ser pleno invierno? Noruega? Islandia, espero respuesta, saludos!!!!

    • Hola Javier!

      Pues a ver, diciembre no es el mes más propenso para ver auroras porque, como dices, es pleno invierno y suele ser más probable que los cielos estén encapotados; además, el sol tiene menos actividad. Aún así, posibilidades siempre hay por lo que no te desanimamos. 🙂 En cuanto al destino recomendado, sin duda, Tromso, en Noruega. Es una ciudad muy interesante con bastante actividad y ¡sobre todo! está en pleno cinturón de auroras por lo que darse el fenómeno, de todas las opciones nórdicos, es la mejor.

      Esperamos haberte ayudado!

      Un abrazo y disfruta de tu gran escapada!!!!
      Eli y Mar

  2. Hola ! Estoy dudando en fecha ( febrero o marzo) y destino ( islas trofoten, Levi o Saariselkä) para ver la aurora boreal . Vamos con una niña de 10 años . Alguna recomendación ?

    • Hola Laia!

      Pues a ver… En cuanto a fecha, marzo. La aparición de auroras no es una ciencia exacta, pero marzo tiene una probabilidad infinitamente mayor de ofrecer cielos despejados 🙂 . En cuanto a la zona… Pues particularmente a nosotras nos gustan muchísimo las Islas Lofoten ya que además de auroras, hay unos paisajes preciosos.

      Sobre viajar con tu niña de 10 años, sin problema. En nuestras visitas nórdicas, cuando hemos hecho alguna actividad de grupo hemos visto niños también de edades parecidas, así que nada, no tienes nada de lo que preocuparte. Sólo abrígala bien y a disfrutar en familia!

      Ya nos contarás qué tal la experiencia. Si cuando se vaya aproximando tienes alguna duda, aquí nos tienes!

      Un abrazo, Eli y Mar

  3. Hola! Primero quería agradeceros por vuestro artículo, ha sido de gran utilidad, y la verdad que sin este tipo de artículos muchos estaríamos perdidos jajaja
    Quería preguntaros un poco y pediros consejos para el viaje que queremos hacer mi novio y yo, me han entrado muchísimas ganas de ir y estoy mirando para ir a finales de marzo, en Semana Santa. Había pensando ir a Estocolmo y ver la ciudad y escaparnos un par de días a la laponia sueca a intentar ver las auroras boreales y quizás aprovechar y hacer una excursión en trineos tirados por huskys. He estado mirando y he visto que la gente recomienda volar a Skellleftea, a Lulea o a Kiruna, ¿Qué opción creeís que es la mejor? ¿La posibilidad de ver las auroras boreales es la misma? y, ¿me recomendariaís algún sitio en concreto para alojarme? La verdad que me gustaría volar a un sitio donde el desplazamiento al alojamiento fuese sencillo y no demasiado largo, y en cuanto a cómo ver las auroras boreales, se ven desde el alojamiento? ¿o hay que contratar una excursión?, ¿o sales a andar a la aventura? jajajaja necesito ayuda!!

    Muchísimas gracias de verdad, un saludo.

    • Hola Cristina!

      Perdona que no respondiéramos antes, pero justo estábamos de viaje y acabamos de volver…

      Un acierto lo de plantearte Estocolmo y Laponia Sueca. Son muy buenas fechas. En Estocolmo igual aún encontráis algo de nieve pero ya hará mejor tiempo y mientras sea marzo hay alta probabilidad de ver auroras. En cuanto al mejor lugar para verlas, nosotras os recomendamos Abisko, es un parque natural que está cerca de Kiruna y es el lugar donde se encuentra el observatorio nacional de auroras boreales. Si vais a estar un par de días por la zona, nuestro consejo es que busquéis un alojamiento allí mismo, de noche no hay apenas contaminación lumínica por lo que para verlas tan sólo necesitaréis dar una vuelta por los alrededores alzar la vista (si tenéis un cielo despejado y deciden salir a bailar, las veréis sin necesidad de contratar actividad). Aquí encontrareis algunos de los alojamientos disponibles en Abisko https://www.booking.com/searchresults.es.html?aid=812160&ss=Abisko&&city=-2465863

      Esperamos haberte ayudado, cualquier duda adicional, aquí nos tienes!!!

      Un abrazote, Eli y Mar

    • Hola Susana,

      Pues quizás las excursiones con huskies y el pueblo Sami, ya que tan sólo deberéis subiros al trineo y os conducen los guías, siendo el esfuerzo físico mínimo. También, por supuesto, las excursiones especialmente diseñadas para ver Auroras Boreales.

      Si tienes más dudas, aquí nos tienes!

      Un abrazote,
      Eli y Mar

  4. Hola, tenemos pensado ir en febrero en busca de las auroras boreales la duda es si será adecuado o mejor esperar porque tenemos una niña que tendría un año. Mucho frío para ella? En las excursiones de trineos y demás ella podrá? No queremos ir a ese viaje tan esperado y no poder disfrutarlo como merece. Gracias

    • Hola Noelia!

      Muchas gracias por contactar con nosotras. Pues la verdad es que a nivel personal sí nos parece que quizás es demasiado frío para una niña de un añito, no tanto en la estancia, que al fin y al cabo podéis estar en la habitación con calefacción, sino para las excursiones. Ahora mismo no recordamos si hay límite de edad, pero los únicos niños que hemos visto en las experiencias con huskies, trineos y demás tenían por lo menos 8 o 10 años.

      De todas formas, si te parece bien, dinos en qué destino estáis pensando e intentamos contactar con alguna empresa de la zona para que nos de más detalles. 🙂

      Un abrazo,
      Eli y Mar

  5. Muy buena la información, me pidieron disertar con respecto a este tema y con esta información estoy lista para obtener una buena nota…
    !Gracias¡

  6. Yo las vi en Kiruna y las vi verdes, tal cual salen en las fotos, y también con partes lilas y naranjas. Lo que mis ojos no llegaron a apreciar fueron la cantidad de estrellas que mi cámara fue capaz de captar.

    • Hoooola Cristina!
      Qué suerte tuviste! Como te comentamos en face, nosotras estuvimos en Kiruna y no conseguimos verlas … pero bueno, es algo que tenemos pendiente y a lo que seguro que en algún momento ponemos remedio, jejeje.

      Las que vimos en Laponia Noruega fueron todas verdes con algún reflejo lila y la verdad es que nos parecieron las más maravillosas del mundo …

      Un fuerte abrazo,
      Eli

  7. Yo he estado en Tromso 6 noches, la primera semana de febrero de 2016 .Hice 6 noches seguidas la excursion. Las auroras las he visto grises o blancas. Jamas verdes. El ojo humano, no ve el color verde a simple vista, como si lo captan las camaras reflex modernas. Para que el ojo humano capte el verde de la aurora, esta debe superar cierto umbral de estimulación de los conos y bastoncillos, celulas especializadas del ojo humano. He escuchado a una persona de Tromso decir, que a veces, muy esporadicamente, el gris puede ser verdoso y se pueden ver a simple vista. (una vez al año o menos, bajo condiciones atmosfericas y de clima muy beneficiosas, Pero en general, no sucede eso). Creo que lo que se ve en internet o google, es un fenomeno fotografico o filmico, el ojo humano no ve eso. Ahora bien, si el placer es fotografiar, adelante; el color lo vera tu camara, probablemente no lo vera tu ojo. Yo he contemplado las auroras blancas, nitidamente 1 de las 6 noches; las restantes, solo formas blancas opacas. De todos modos, Tromso es una ciudad muy bella y vale la pena ir, mas alla de las auroras. Escribo esto para aquellos que deseen información sobre Tromso, buses, hoteles, empresas que organizan excursiones (no todas son de buena calidad y cobran 100 euros o mas!), vistas, paseos, etc. Quien quiera info puede escribir a jdahab@hotmail.com José, de Buenos Aires

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *